Partiendo Pan, Descorchando Botellas

Erase una vez cuando las familias cultivaban y cocinaban su propia comida con productos de temporada y siguiendo una dieta equilibrada. Con la especializacion vienen fabricantes y restaurantes que no tienen el minimo interés en nuestro bienestar, excepto donde nuestra deslealtad podria tener un impacto en el beneficio de los accionistas. La calidad de los ingredientes ha alcanzado sus niveles mas bajos, incluso adulterando hasta la materia prima. Este producto empobrecido es después congelado y revivido por los restaurantes que ofrecen todo en una carta, desde Sushi hasta Pizza sin aportar nada de valor. Hasta restaurantes Michelin de primera, desesperados por destacar demasiado a menudo, favorecen el embalaje a costa del contenido. Ellos bombardean al comensal con un show deslumbrante de micro platos intelectualizados acompañados de clásicos de maitre tales como “este plato le recordará a la lluvia cayendo en Central Park a principios de Otoño” (ejemplo textual). Personalmente, no quiero viajar a Tokio para estar mojado en Nueva York. En Juan Valiente, te transportaremos a los valores esenciales.

Contexto

Solo servimos comida Española de ingredientes suministrados por gente que conocemos. La ironía de la globalización es que en vez de enriquecer la experiencia de los viajeros, la empobrece. Si puedes comer todo, en todos los sitios y en cualquier momento del año, ¿dónde está el sentido de haber viajado a través del tiempo y espacio? Si quieres espaguetis, te podemos recomendar un estupendo restaurante pequeño en Piazza Farnese, Roma.

Transparencia

No encontrarás cordero convertido en espuma o helado que quema tu lengua. En nuestra mesa nunca tendrás duda de lo que estás comiendo sino que nuestro cordero será orgánico y estará cocinado en una cocina de leña durante horas y nuestros helados caseros con frutas que cogemos nosotros mismos.

Viviendo con las Estaciones

No disponemos de microondas ni comida congelada y cocinamos lo que nos da la Estación. Como humanos, hemos evolucionado para extraer el valor nutricional de la comida de acuerdo a la época del año. Así que los tubérculos se dan en Invierno, cuando necesitamos carbohidratos y ensalada en Verano como alimento mas ligero.

Caballo de Troya

Una carta extensa da la apariencia de abundancia. En realidad, es el sello de la indiferencia. En nuestra mesa no hay carta, ya que cocinamos lo que está mejor en el Mercado esa mañana.

Humanos Juntos

Creemos que comer debería ser algo socializador y para disfrutar, donde celebramos el hecho de que vamos a vivir otro día. En Juan Valiente todos comemos en una sola mesa. La comida se coloca en el centro y los invitados se sirven ellos mismos. Si quieres sentarte en una mesa en silencio, unicamente roto por la respiración del camarero cerniéndose sobre tu espalda, entonces quédate a parte! Si quieres la vitalidad de un grupo apurando platos deliciosos con una conversación animada, siéntate!

Estando en España

Los Españoles viven mas tiempo que cualquier otro país Europeo. Una de las razones es que toman su comida principal en el almuerzo, permitiendo una buena digestion. Nosotros también.

bodega-juan-valiente

bodega-juan-valiente-02

Construida a propósito y a una humedad constante del 70% y a 12.5ºC, con el espacio entero flotando en goma de neopreno para evitar vibraciones , estamos orgullosos de nuestra bodega. Fieles a nuestro ethos antiglobalización, solo almacenamos vinos Españoles. Eso si, disponemos en cualquier momento de hasta sesenta Reservas y 1200 botellas para complacer al conocedor mas exigente y sediento. En general, intentamos almacenar los vinos menos conocidos, aquellos de bodegas que, a pesar de ser productores de un producto espectacular, no tienen el dinero o quizás la habilidad para ganar un reconocimiento a través del marketing.